Miércoles 12 de Diciembre, 2018
Histórico

Roxana Zúñiga, su cuaderno de vida

Sábado 7 de Agosto, 2010
ROXANA ZÚÑIGA, SU CUADERNO DE VIDA
 
Roxana Zúñiga QuesadaSiendo niña escribía un periódico en su barrio de Guadalupe, Goicoechea donde publicaba novedades de sus amigas y conocidos, esa situación despertó pasión por el periodismo. Comienza en Radio Periódicos Reloj al lado del periodista Rolando Ángulo, posteriormente trabajó en La Nación, Revista Rumbo y Al Día donde fue Subdirectora por 5 años.
 
El destino la lleva a la televisión, hace 10 años asume la Dirección de Noticias Repretel y desde hace 4 años es la Directora Regional de la Corporación, cargo que al día de hoy ocupa y combina con la jefatura del noticiario de Canal 6, “miro Noticias Repretel con ojos muy críticos, creo que cometemos errores y hay que intentar corregirlos, pulir cada día las cosas, mi meta sigue siendo no tener meta, seguir adelante, disfrutar de crecer, aprender con humildad y ejercer un periodismo diferente”.
 
Amante de la naturaleza y las aves considera que el periodista es quien tiene vocación, siente pasión y la noticia mueve sus entrañas. Estima diferencias claras entre los periodistas de corazón y los trabajadores prensa.
 
Marcela Rojas Muñoz
marcerojas1981@yahoo.com.mx
Colaboró Juan José Arce Vargas

¿Cuándo supo que iba ser periodista?

Tenía 11 años cuando fundé un periódico de noticias en el barrio, tomaba, en aquel entonces, el cuaderno de vida, cuaderno principal que uno llevaba a la escuela, tenía un cuadernillo de 4 hojas que ilustraba con recortes de periódicos y postales, según yo, publicaba noticias que era que tal amiga era novia de tal amigo, que tal otro quebró jugando fútbol. Noticias de ese tipo, novedades del barrio y mis amistades. Ahí me di cuenta que lo mío era el Periodismo.
 
¿Dónde estudio?

Estudié en la Escuela Corazón de María y el Colegio en el Liceo Napoleón Quesada, ambos en Guadalupe, y en la Universidad de Costa Rica que era en ese momento, la única que impartía Periodismo.
 
¿Cómo fueron sus inicios en la carrera?
-En Radio Periódicos Reloj están necesitando gente, yo trabajo ahí y te voy a llevar—
Me presento a don Rolando Ángulo, ese gran periodista nacional.
Reporteando cubría lo que era el sector social.
Luego, hice un examen de aplicación para La Nación, conseguí entrar, trabajé 18 años.
 
Como periodista en La Nación pasé a ser Jefa d Información de un semanario que se llamaba La Nación Internacional que se publicaba para Centroamérica, esa publicación se convirtió en Rumbo Centroamericano, luego en Revista Rumbo. Ahí estuve de Directora, luego me fui al Periódico Al Día como Subdirectora en compañía de Guillermo Fernández quien era el Director, pasé a Repretel donde actualmente me desempeño.
 
¿Cuál ha disfrutado más? (prensa escrita, radio o televisión)

Roxana Zúñiga QuesadaLos 3 medios tienen su encanto y su forma particular de hacer periodismo, quizá la televisión tiene una adrenalina muy especial que hasta en algunos casos se vuelve adictiva, pero el diario y la revista tienen una gran ventaja que es hacer un periodismo más reposado, más de pensamiento.
 
En la televisión las decisiones son al segundo, mientras que en prensa escrita hay un cierre de edición que usualmente es un día, una semana o un mes, depende del formato que tenga la publicación.

Todos los medios ofrecen retos y desafíos que son muy interesantes y se pueden disfrutar muchísimo.
 
¿Cómo se le dio esa oportunidad de llegar a la Dirección de Noticias Repretel en 1998?

Cuando salí del Periódico Al Día me tomé un breve descanso y surgió la oportunidad de conversar con don Fernando Contreras, Presidente de nuestra empresa, me dijo que él andaba buscando una persona que asumiera la Dirección del noticiero.
 
Quería establecer para Canal 6, después de 5 años, el noticiero. Entonces cuando Repretel (Representaciones Televisivas) adquirió el alquiler de la frecuencia de Canal 6, don Fernando muy inteligentemente se dio cuenta que un noticiero es la flor en el jardín de un canal y uno de los programas más importantes que debe tener un canal porque es el que tiene influencia en la opinión pública.
 
Me ofreció la Dirección y asumí el reto monumental y quijotesco porque no conocía nada de televisión. Este es un medio muy especializado, pues decidí asumirlo y empezar a estudiar, a prepararme conforme íbamos trabajando sobre la marcha.
 
Tras 10 años de estar a la cabeza del noticiero, llega a ser Directora Regional de la Corporación.
Dicen que solo los ríos no se devuelven, queda demostrado con su regresó luego de 4 años de ausencia a Repretel.
 
Uno nunca se va, creo que nunca me fui del noticiero, de alguna manera al tener la Dirección Regional veía, velaba, recomendaba y sugería cosas dentro del noticiero. Siempre me mantuve y tengo una excelente relación don doña Marcela Ángulo y las anteriores jefaturas, pero sí regresé, encontré cosas distintas, cambios que se dieron importantes, es como salir de viaje y regresar a tu casa y encontrar los muebles acomodados de diferente manera, pero en general sigue siendo mi casa, así me siento.
 
Caso contrario de otros directores de medios, usted se ha caracterizado por mantener un perfil bajo y lejos de las cámaras.
 
Respeto mucho la posición de otros, pero pienso que la labor de la Dirección se debe hacer detrás de cámaras, en donde uno tiene la posibilidad de tener una visión integral del funcionamiento del noticiero.
 
Estando detrás de cámaras puedo analizar mejor los errores, las virtudes, las cosas buenas y malas que hacemos, de manera tal, ese modo de pensar es quizá producto de mi formación de muchos años en prensa escrita, donde uno es un periodista mucho más anónimo, nunca figura pública. Obedece a mi personalidad, formación y creencia asentada que el director debe estar detrás de cámaras.
 
¿Cuándo se incorporó al Colegio de Periodistas?
 
Soy carné 272,  me incorporé en 1979. Tengo una medalla que el año pasado muy gentilmente el Colegio me obsequio producto de mis 30 años de colegiatura. Creo que los carnés van ahora por 2 mil, tengo el número 272 muy honrosamente.
 
Soy una de las primeras en llegar y también de las primeras en creer en el Colegio como una identidad que es muy importante para nosotros, no solo como algo gremial sino como una organización de periodistas luchando por hacer un periodismo de calidad, valores y ética.
 
Ocupé el puesto de Vocal II en 1986 en la Presidencia del colega Heriberto Valverde Castro.

¿Cómo fue ese paso por la Junta Directiva?

Fue muy interesante, me permitió conocer una serie de factores y procedimientos internos que a veces uno como periodista no conoce, una serie de problemas que afrontaba el Colegio en ese momento, como el financiamiento y el posicionamiento en la sociedad.
 
Fue una experiencia muy interesante porque don Heriberto es una persona muy profesional, de grandes quilates, un visionario en cuanto al manejo del tema de la comunicación. Fue un honor para mí estar en su administración, trabajar junto a él y con otros compañeros que hicieron su aporte.

Fue una experiencia muy linda, pero lamentablemente cuando uno está metido tan de lleno en el medio, con el trabajo del día a día es difícil sacar tiempo para cumplir responsablemente con una tarea de ese tipo. Siempre he pensado que si uno no tiene tiempo para hacer con responsabilidad lo que se le encomienda, es mejor abstenerse y dejar el campo a otras personas.
 
¿Aspiraría Roxana Zúñiga alguna vez a ocupar la Presidencia del Colegio?

Roxana Zúñiga QuesadaNo, la verdad nunca he considerado una opción de ese tipo. Creo que hay que tener una disponibilidad y una personalidad especial para luchar por un puesto de esos.
 
¿Qué opinión le merece la situación actual del Periodismo en el país en medio de una guerra declarada ente el silicón (modelaje) y el Cartón (título profesional)?
 
Esta semana coloqué un comentario en Facebook, en el sentido que estoy de acuerdo con que la gente estudie que todos seamos profesionales, vayamos a la universidad y nos colegiemos.
 
Aunque el Colegio ha tenido sus fallas e incluso problemas a nivel histórico. No lo niego, sigue siendo la mejor opción, tener una entidad como el Colegio que nos agrupe, nos capacite, “acuerpe”, nos cobije y ante todo nos guíe.
 
No estoy de acuerdo que sea el título el que haga al periodista, creo que además del título se debe tener una serie de características que el título no garantiza, como la pasión, el trabajo sin límites, la vocación, la incredulidad, la perseverancia, la paciencia, ser exhaustivo, estudioso, eso va más con la personalidad.
 
Puedo sacar un titulo de excelencia en una Universidad, pero eso no me hace necesariamente periodista, de igual forma puedo tener un montón de ventajas pero si no tengo el titulo también.

Parece que la formula completa es un periodista comprometido, con vocación, que se le mueva el ser cuando enfrente una noticia con título profesional, eso seria lo ideal.
 
El hecho que haya gente que incursionó un poco y no es periodista, que haya hecho labores suplementarias sobre periodismo, siempre lo ha habido, pero no creo necesario plantear una guerra del cartón contra el silicón. No lo veo de esa manera.
 
En una coyuntura tan circunstancial como lo fue el Mundial de Fútbol (Sudáfrica 2010), los medios mandaron gente que no es periodista, ejercido su libertad de expresión, en un momento especial, como fue la cobertura de dicho campeonato, pero eso no los hace periodistas a tiempo completo e incluso que vivan del Periodismo, como se supone es la definición. Es alguien que ejerce la libertad de expresión y le pagan por ello en una forma sistemática o metódica. Hay muchos presentadores que no son periodistas, ejercen el Periodismo y su libertad de expresión pero no son necesariamente profesionales.
 
¿Cuán necesaria considera la colegiatura o incorporación? 
 
Pienso que la incorporación debe ser voluntaria, debo acercarme al Colegio por convicción y no por obligación.
 
Me parece que el Colegio debe hacer un esfuerzo en atraer gente, por los servicios que otorga, por la capacitación, por el compromiso de la sensación de gremio, de que somos una familia y debemos velar por la ética y mejorar la calidad y que nosotros mismos debemos ejercer controles éticos de lo que hacemos.
 
Debemos hacer un autoanálisis de la labor que hacemos y ejercer nosotros mismos un poco la defensa del televidente o del lector.
 
Creo que la Institución debe incentivar que la gente se acerque para que todos seamos una gran familia que nos analicemos, evaluemos, auto-critiquemos y tratemos de buscar lo mejor para el Periodismo costarricense, hacia un camino de excelencia y de calidad guiados por la ética y los valores del periodismo moderno, dignificante pero ante todo un periodismo humano.
 
De hecho la legislación establece que no es obligatoria la colegiatura y sin embargo a lo que la gente creía que el Colegio iba a desaparecer, lejos de desaparecer se ha fortalecido.
 
¿Qué consejos brindaría a los estudiantes de Periodismo para un adecuado ejercicio de la Profesión?
 
El periodismo costarricense atraviesa una etapa que básicamente trata si alguien tiene o no título (profesional) y se trata de que si es periodista porque tiene vocación o porque no la tiene.
El periodista polaco, Ryszard Kapuscinski (q.e.D.g.) habla que en estos momentos muchos de los problemas en el Periodismo mundial es que los Periodistas de vocación han desaparecido en función de los trabajadores de la prensa, gente que está trabajando en Periodismo para recibir al final del mes un salario, tienen un horario y una función del Periodismo mucho más burocrática.
 
La visión del Periodismo mucho más romántica que hemos tenido en el sentido de que el Periodismo es una actividad que te mueve las entrañas, que ante una noticia el periodista no se fija en tiempo, ni en hora, lugar, circunstancia, sino que si tiene que cubrir 48 horas una noticia, la cubre aún sin comer y beber en las condiciones más hostiles.
 
La gran diferencia en estos momentos es si es un trabajador de la prensa o un periodista   con pasión y vocación. Creo que al final la gran disyuntiva es que clase de periodista es, si  uno que estas mirando el reloj porque salís a las 6 de la tarde aunque se presente una noticia a las 5:30 y esquiva que lo manden a cubrirlo porque se le hará tarde noche ó un periodista comprometido con la camiseta puesta, de esos de pasión que una noticia le aprietan el alma y quieren salir corriendo.
 
Un periodista que busca la verdad, uno que no confía en una sola fuente y que busca confirmarlo en una segunda, un periodista que no expone grabadora ni micrófono, un periodista que no está informado y que no le interesan los acontecimientos nacionales e internacionales, que cierra su escritorio a las 6 de la tarde y regresa el lunes a las 8 de la mañana si haber abierto un periódico durante el fin de semana, que no está permanentemente en lectura de revistas y de todo para actualizarse, que está de paseo con la familia, y si sucede algo en el paseo, toma fotos y comunica con el medio de comunicación.

El ejercicio del Periodismo lleva muchos sacrificios, hay que estar permanentemente, alerta, hay que ser desconfiado, malicioso e incrédulo y mal pensado, en realidad el Periodismo tiene pocas retribuciones si uno lo quiere ejercer como una vocación, pero si lo que quiero es nada más las cosas bonitas que ofrece el Periodismo como salir en cámara, firmar mis notas, presentar mis noticias, si es eso lo que quiero sin lo que entraña el otro tipo de Periodismo, sacrificio y vocación, el que no se conmueve que ocurran las cosas o está equivocado de profesión.
 
¿Qué opina de la misión que tiene el periodista frente a la tecnología como la posible desaparición de los medios impresos por los electrónicos que cada vez más se apoderan de la información?

Pienso que el periodista ante la tecnología debe ser como esos toreros improvisados en Guanacaste que tienen que montarse sobre el lomo de la tecnología y domarla, especialmente los que somos inmigrantes en la era digital tenemos que hacer un triple esfuerzo para ponernos a tono con los cambios en el modo de producción de los medios de comunicación porque si no nos vamos a quedar totalmente desfasados.
 
Los que son nativos en esta era digital igual tienen que hacer un aprovechamiento al máximo de todas las posibilidades que ofrecen las nuevas herramientas en aras de tener mejores posibilidades de producción para hacer un Periodismo de más calidad, porque el progreso tecnológico debe ir aparejado con el progreso de la vocación, de la ética y de los valores que nos llevaría hacer un Periodismo de calidad.

Mucho se ha dicho, han corrido ríos de tinta y nadie tiene la bola de cristal para adivinar que va pasar con los medios. Estamos en plena revolución de los medios, creo aún que el futuro es incierto, se han dicho que los periódicos van a desaparecer pero todavía no se puede decir nada, porque aún estamos en el baile, en pleno apogeo no podemos decir cómo nos va a ir.
 
Formamos parte de esa ola evolutiva, nuestro punto de vista no es muy objetivo, está influenciada de cómo me manejo con las nuevas herramientas y qué acceso tengo a ellas, cómo las domino, si me siento bien con ellas y cómo me dominan a mí y no yo a ellas.
 
¿Cuáles considera usted son los puntos fuertes y  débiles de Noticias Repretel?

El punto fuerte es la honestidad, la honradez, el profesionalismo y la ética con las que encaramos las noticias; somos un grupo profesional comprometido con la idea de hacer un Periodismo honrado, que tiene sus yerros, sus fallas y dificultades, pero aspiramos a ser honrado y equilibrado.
 
Somos un grupo que tratamos en la medida de lo posible de no lucrar con el dolor ajeno, nosotros somos un noticiero que protegemos la identidad de los menores de edad, cuando la escena es muy fuerte le ponemos filtros para que se atenué el impacto del televidente, nunca sacamos un cuerpo si no está tapado por una sabana, tratamos en la medida de lo posible de no sacar personajes llorando o muy afectados por el momento o la circunstancia que están viviendo.
 
Se cometen errores ya que se nos pueden ir de control, pero no es intencional, no es una voluntad de sacar eso, se nos pueden ir por una impericia de una persona que olvido cuales son las reglas en este noticiero, pero en la medida de lo posible nosotros buscamos ser un noticiero que respete el dolor ajeno y más humanizado.
 
En cuanto a los errores, tenemos limitaciones de producción, cometemos errores en el uso del lenguaje audiovisual y en la utilización del recurso gráfico, muchas veces las notas no son del todo logradas o profundas como se quisiera, pero que día a día aspiramos a corregir y enmendar los errores que todos los días analizamos.
 
Ha ganado en 2 ocasiones del Premio Nacional Pío Víquez ¿Qué ha significado eso en su vida?

Un gran orgullo y una gran responsabilidad porque se premia una labor, una trayectoria, pero también eso te obliga a ser mejor cada día, a intentar desarrollar un Periodismo que sea dignificante que sea mejor con todos los problemas que uno afronta.
 
Se convierte en un verdadero reto, los dos premios han sido de los momentos más lindos de mi vida, es sin duda una gran responsabilidad cada mañana cuando vengo a trabajar y me preguntó el tipo de Periodismo que vamos hacer y el tipo de cosas que uno se ve obligado hacer por el mercado y el “rating”.

Estos premios los recibí en 1992 y 2005 por mi trayectoria, uno lo recibí por estar al frente de la Revista Rumbo y el otro por estar en la Dirección de Noticias Repretel.
 
¿Cómo invierte su tiempo libre?

El poco tiempo libre que me deja el trabajo básicamente es el fin de semana, lo invierto leyendo, viendo televisión, me gusta mucho ir a observar aves. Me gusta mucho la naturaleza, ir a caminar, compartir con mi familia los almuerzos del domingo. Ahora me gusta mucho incursionar en las redes sociales como Facebook, es muy entretenido
 
¿Qué tipo de literatura disfruta más?

Básicamente leo los clásicos, literatura universal, algo de literatura Costarricense y la Latinoamericana, me gusta bastante Vargas Llosa y Gabriel García Márquez, pero también me gusta Tomas Eloy Martínez el periodista argentino que acaba de morir, y una periodista española que se llama Rosa Montero y Maruja Torres, son periodistas que me gusta leer.
 
En cuanto a la comida, ¿qué le gusta más?

El picadillo de plátano verde y los barbudos son muy ricos. Me gusta mucho la comida mexicana y japonesa, en general me gusta probar sabores y platos para experimentar, conocer y aprender. Lo que no me gusta mucho y a casi todos les gusta es la comida italiana, no me gustan las pastas, la pizza sí la como.
 
¿Generalmente que escucha?

No soy de escuchar mucha música, pero me gusta la ópera, cuando vengo en el carro casi siempre vengo escuchando las noticias y eventualmente pongo música viejita en español.
 
¿Dónde le gusta  irse de paseo, a la playa o montaña?

A la montaña, cuando voy a la playa me gusta permanecer con el aire acondicionado en el hotel por el calor, casi no me meto en el mar, por eso prefiero la montaña. Me gusta el clima frío
 
¿Alguna meta por realizar, o se siente satisfecha con lo que ha hecho?

Nunca me siento satisfecha con lo que hago, siempre me gusta mejorar, crecer, perseverar y reflexionar de los errores y defectos que uno tiene, cada día me gusta aprender algo nuevo, me gusta auto-criticarme en mi trabajo y en mi accionar.
 
Miro Noticias Repretel con ojos muy críticos, creo que cometemos errores y hay que intentar corregirlos, intentar pulir cada día las cosas que hacemos. Creo que mi meta sigue siendo no tener meta, siempre seguir adelante, disfrutar de crecer, aprender con humildad y tratar de ejercer un Periodismo diferente.
 

Agregar Nuevo Comentario:

Nombre
Email
Comentario